• Vie. Mar 1st, 2024

Lo que pudo ser y no fue: Hogwarts Legacy

El universo de Harry Potter se encuentra con su mejor adaptación en el terreno de los videojuegos con el Hogwarts Legacy…O eso pensábamos en los primeros compases sobre la nueva aventura del estudio Portkey Games. No es la primera vez que crean un juego de mundo abierto, pues ya estuvieron tras el desarrollo de MadMax algunos de sus integrantes.

Está vez la historia transcurrirá sobre el siglo XIX -Año 1800- unos cientos de años antes de los sucesos transcurridos en la legendaria saga. Tras un paso por el editor de personajes bastante bien equipado, aunque un poco limitado y tras elegir la dificultad de la partida -recomiendo jugar en normal-. Nos pondremos en la piel de un estudiante de quinto año que está empezando tarde en la legendaria escuela de Hogwarts.

Dentro de él existe un «antiguo secreto que amenaza con destruir el mundo mágico». Nuestro personaje será parte de una antigua estirpe, y por lo tanto es una de las pocas personas que aún quedan en el Mundo Mágico capaz de conjurar magia oscura. Con la ayuda de su mentor, el profesor Fig, trataremos de descubrir los lazos que nos unen a este antiguo legado de magos virtuosos.

Tiene su encanto la trama. Aunque es algo realmente secundario, lo mismo ocurre con la toma de decisiones y es que el título dará entre dos opciones en la mayoría de diálogos, aunque nuestra decisión no tendrá consecuencias, haciendo de este apartado inexistente, ya que nuestro personaje hará lo que le dé la real gana. No entiendo para que meten esta mecánica si no se iba a implementar. Hay que destacar también lo poco hábiles que han sido para introducir personajes en determinadas misiones.

Y si hablamos de cosas sin sentido, mencionar el hechizo Alohomora por ejemplo. Es enseñado por el limpiador de Hogwarts y no es más que un clásico mini juego de cerraduras.

JUGABILIDAD

Hogwarts Legacy: cómo escoger casa y qué respuesta debemos dar al Sombrero Seleccionador | Marca

 

En Hogwarts Legacy encontramos demasiados coleccionables, y la verdad que está bien tener 10-20 pero no 70. Entre las chimeneas flu, llaves de dédalo, pergaminos…La variedad es muy elevada y hace que completar el 100%  del juego sea un suplicio.

En muchas ocasiones he sufrido por no poder acceder a una zona porque no era capaz de invocar un hechizo. Por ejemplo, juntando las estatuillas de Demiguise, te vuelves loco, y todo para aumentar el nivel de alohomora. Si las zonas están marcadas por ese nivel, estas estatuillas deberían estar allí. Pero no es así, es posible que la estatua no sea accesible, obligando a un backtracking, totalmente innecesario.

El diseño del mapa en ocasiones no es adecuado. Se ha buscado realizar una representación 3d. Lo cual no es efectivo. Si bien nos marca los coleccionables de cada área. Alguna vez, puede ser muy difícil dar con el lugar que necesitamos. Debido a que no marca las zonas por donde hemos pasado como tal, como suele ocurrir en otras grandes sagas. Por suerte contamos con puntos de viaje rápido, los cuales son marcados desde un inicio para hacer que nuestro tiempo sea más productivo. Al principio recorría cada zona a pie pero eso resultaba ser otro suplicio más. Pero bueno, basta de hablar de coleccionables y diseño de mapa.

Las misiones son otro de esos elementos que es mejor mencionarlos aparte y es que a pesar de tener un diseño de mundo abierto, la gran mayoría de las misiones secundarias están relacionadas con tareas totalmente irrelevantes aunque en ciertas ocasiones podremos aprender nuevos hechizos-, aunque la forma de conseguirlos es un poco absurda, recuerdo que el profesor Black me enseñó el encantamiento ‘depulso’ tras beberme dos pociones y combinar sus efectos. Al principio los propios profesores nos propondrán probar los hechizos, luego darán por hecho que somos excelentes magos y no necesitamos probarlos.

LAS MECANICAS

Visitar Hogwarts, Hogsmeade y cercanías es muy grato, sobre todo cuando vamos en escoba. Aún así Hogwarts Legacy dice ser un mundo abierto RPG, con un clásico sistema de misiones principales y secundarias. Y no os voy a engañar pero he visto que es muy genérico. Al principio parece abrumador, lleno de vida pero con el paso de las horas esa sensación disminuye, digamos que nos venden una varita errónea.

Sólo hay que ver su exploración, Es una de las cosas más importantes del juego. Pero desde ningún momento nos recompensan, ya que la gran mayoría de veces conseguiremos cosméticos o incluso decoraciones. Esto hace que explorar carezca de interés generalmente.

Aun así un voto a favor se lo doy por la diversidad de actividades. Carreras contrarreloj, Pequeñas cámaras del tesoro o incluso campamentos enemigos son algunas de estas tareas que podemos ir haciendo por el mundo. Además no hay que olvidar las pruebas de Merlin, pequeñas pruebas que nos hacen usar nuestros hechizos para realizar todo tipo de puzzles.

Hablando de cámaras del tesoro, creo que son totalmente innecesarias. Atravesar una pantalla de carga para recoger un cofre no veo que sea realmente una actividad necesaria. Lo mismo ocurre con los campamentos. Al final la sensación que te queda es que todas tus recompensas son capas, gorros, gafas y guantes. Tus habilidades no mejoran ni tampoco tu capacidad para invocar hechizos. ¿Para que quiero 300 varitas si son todas iguales y ninguna tiene habilidades especiales?

Y volviendo a cosas inútiles. Las plantas de combate y las pociones. Me he pasado el juego entero y no las he usado ni una vez. Miento, sólo una vez y porque eran parte de los requisitos de una misión secundaria para obtener el mítico Flipendo.

LA SALA DE LOS MENESTERES

Cómo encontrar la Sala de los Menesteres en Hogwarts Legacy - Diario Tiempo

Quizás estemos en mi lugar favorito del videojuego. No sólo por que podremos tener nuestras pequeñas granjas de animalitos que iremos  consiguiendo en el mapa y durante la aventura, si no también porque podremos elaborar nuestras propias pociones, tener nuestro propio huerto y es que sinceramente ¿A cuantos de nosotros nos gustaría poder tener libertad absoluta para poder personalizar y decorar nuestro rincón privado?

El fallo mas grande que le veo al juego al ver esta sala tan impresionante es sin duda lo limitado que tenemos el inventario. Esto es algo que en otros videojuegos está super solucionado haciendo que si no podemos llevar mas objetos estos se guarden automáticamente en el cofre de nuestra casa. ¿Para que queremos una sala tan grande, en la que podemos hacer absolutamente de todo si luego durante una expedición tenemos que acabar tirando o vendiendo lo que llevamos encima para poder coger mas objetos que realmente son los mismos pero con una pequeño mejora de nivel?

NO ME SIENTO COMO EN CASA

Una de las cosas que más he anhelado en el Hogwarts Legacy es el hecho de querer hacer vida con los otros alumnos y no poder. La sala común no aporta absolutamente nada, no puedes hacer nada en ella. No puedo comer en el Gran Comedor, no hace falta que me vaya a la cama. Hubiera molado mucho tener misiones nocturnas y volver al castillo sin que nos pillaran. El mapa será gigante pero no siento que esté vivo.

NO ES LA CALIDAD QUE MERECEMOS

Sin filtros diré que hay cosas que no podemos admitir en un RPG hecho en 2023. No es normal que mi personaje caiga al agua y no vuelva con la ropa mojada. O que no vea mi reflejo en un espejo, o ya puestos que la luz que atraviesa las vidrieras no sea del color de las mismas. Son cosas de las que ya disfrutábamos en videojuegos que llevan más de una década entre nosotros.

Para saber más sobre videojuegos no te pierdas nuestra sección dedicada

También os recomendamos nuestro canal de Youtube y nuestra lista de reproducción sobre videojuegos

Alvaro

En mis ratos libres me gusta estar informado de todos los últimos lanzamientos tecnológicos y del mundillo de los videojuegos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *