• Mar. May 28th, 2024

Kung Fu Panda 4: la excepción que confirma la regla

Hay vida más allá de Disney y Pixar. Y a veces se nos olvida. Pero por fortuna cada cierto tiempo Dreamworks (Shrek, Cómo entrenar a tu dragón, Ruby: aventuras de una kraken adolescente) llega con un nuevo título para recordarnos que en la contienda de la animación ellos siempre tendrán un lugar en la mesa. Llega a los cines Kung Fu Panda 4, la última entrega de nuestro panda favorito. Pero si como yo, acabas de aterrizar en este universo y el próximo fin de semana te toca ir al cine para ver Kung Fu Panda 4, prepara la cera y el cubo que te voy a dar un par de lecciones.

EL UNIVERSO DE KUNG FU PANDA

A pesar de que en un principio la primera entrega de Kung Fu Panda (2008) nació como una parodia de Mulan (Dreamworks un día más burlándose de Disney), su co-director John Wayne Stevenson no estaba muy contento con la idea. Así que decidieron tirar por algo más original. Y no, no es la simple historia de un panda torpón que aprende kung-fu. Estamos ante una película llena de enseñanzas vitales, con un doblaje increíble (tanto en versión original como doblada) y unos personajes icónicos.

Tal fue el éxito en crítica, audiencia y premios (En los Oscar la estatuilla se la llevó Wall-E) que tres años después tuvimos la secuela. Y finalmente en 2015 la tercera entrega. Habría sido esperado que la calidad bajase a medida que avanzaron las entregas, como pasó con Shrek desde la segunda en adelante (sin contar la secuela que es una obra maestra) pero Kung Fu Panda supo mantener el nivel. A pesar de que las tramas eran bastante simples e incluso similares, siempre sabían aportar cierto toque original y vital.

Con esta nueva entrega, Kung Fu Panda se sitúa en la misma posición que Shrek que a día de hoy tiene 4 películas propias (sin contar El Gato con botas) y Madagascar (3 películas y 1 spin-off). Históricamente hablando lo esperado es que la película sea mala pero quien sabe.

Kung Fu Panda 4 estrena tráiler, y te revelamos a su reparto en inglés, y español - Spoiler

SINOPSIS

Después de tres peligrosas aventuras desafiando a la muerte y derrotando a supervillanos con su inigualable coraje y su impresionante dominio de las artes marciales, Po, el Guerrero del Dragón se encuentra con que el destino le llama… a tomarse un respiro. Más concretamente, le ofrecen convertirse en el líder espiritual del Valle de la Paz.

Por si fuera poco, últimamente ha aparecido una malvada y poderosa hechicera llamada la Camaleona (Viola Davis), una diminuta sabandija que puede transformarse en cualquier criatura, grande o pequeña. Y la Camaleona ha puesto sus codiciosos y minúsculos ojos de canica en el Báculo de la Sabiduría de Po, que podría darle el poder de invocar a todos los maestros villanos que Po derrotó y desterró en su día al reino de los espíritus.

Parece que Po va a necesitar ayuda. Y la encuentra (más o menos) en la astuta e ingeniosa ladrona Zhen (Awkwafina), un ejemplar de zorro corsac que pone de los nervios a nuestro panda, pero cuyas habilidades demostrarán ser de gran valía. Para proteger el Valle de la Paz de las reptilianas garras de la Camaleona, esta divertida e insólita pareja tendrá que trabajar codo con codo. En el proceso, Po descubrirá que los héroes pueden hallarse en los lugares más inesperados.

LIGERA Y DIVERTIDA

Kung Fu Panda 4 te da exactamente lo que necesitas. Una aventura, nueva e independiente. Ligera y divertida. Quizá se le podría criticar que en ciertos instantes es predecible y básica pero no olvidemos que estamos ante una película que va dirigida casi en su totalidad a un público infantil. Pero por lo demás estamos ante una historia que te sacará alguna risa, con un doblaje excepcional (ole por incluir el nombre de los actores y actrices de doblaje en los créditos principales) y que no cierra, para nada, la saga de las aventuras de Po.

¿KUNG FU PANDA O TOP GUN MAVERICK?

No. No me he vuelto loco. En ciertas cosas, Kung Fu Panda 4 me ha recordado a Top Gun Maverick. Estamos ante una entrega en la que nuestro protagonista se replantea su propósito vital. Por un lado no quiere dejar de ser el guerrero del dragón pero por otro lado se da cuenta de que ya viene siendo hora de pasar el testigo y encontrar un nuevo pupilo. En este caso pupila, Zhen. Una raposa que le enseñará muchas cosas que ningún maestro le contó. En determinados aspectos es lógico que sea ella la que herede el legado de Po. Es igual de peculiar y tiene el mismo potencial que tenía nuestro panda en la primera entrega. Para Po no será fácil darse cuenta de que tiene que pasar el báculo pero como, muy bien, argumenta la película, cuando una semilla alberga la posibilidad de forjar un buen árbol, hay que pelear por ello.

LOS CRÉDITOS

Termina la película. Entiendo que la reacción habitual es encender el móvil y marcharse. Pero aquí no. Los créditos de Kung Fu Panda 4 son súper divertidos, épicos e icónicos. Además escuchar a Jack Black versionando Baby one more time es todo un regalo para los oídos.

KUNG FU PANDA 4: la excepción que confirma la regla

Tras casi una década, esta primavera regresa a la gran pantalla Po, el maestro de kung-fu más peculiar del mundo. Una desternillante y cañera nueva entrega de la aclamada saga cómica de Dreamworks.

KUNG FU PANDA 4 se estrena en España el próximo 8 de marzo, exclusivamente en cines de la mano de Universal Pictures.

Para más sobre cine no te pierdas nuestra sección dedicada

No te pierdas las fotografías de los últimos eventos en nuestro Instagram

Alberto Oliver

Musicólogo, periodista cultural y escritor. Friki orgulloso. Hablo de cine, series, música y salud mental.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *