• Mar. Abr 16th, 2024

Pamela Anderson: una historia de amor y sueños rotos

Ya está disponible Pamela Anderson: una historia de amor, el nuevo documental de Netflix. Por primera vez, Anderson se sincera sobre su infancia, cómo comenzó su carrera, todo lo que vino tras el robo y difusión de su vídeo sexual, hasta el punto actual en que se encuentra ahora. Eternamente enamoradiza pero con los pies en la tierra, repasa su vida y su carrera, así como todo lo que tuvo que enfrentar.

Una infancia truncada

Desde el comienzo del documental ya podemos ver que va a tener testimonios duros. Sus padres mantenían una relación tóxica. Su padre era alcohólico y su madre le abandonó varias veces. Ella cuenta cómo de pequeña era algo normal que sus padres se gritaran y al poco rato volvieran a estar juntos en el dormitorio. Cuando habla de sus padres realmente en ningún momento se refiere a su padre como un maltratador, incluso le resta importancia y ve su matrimonio como «alocado».

Sufrió abusos de su niñera a la que, admite, intentó matar con un bastoncillo de caramelo. Y a los doce fue violada por un hombre de 25 años. Pamela cuenta, mientras muestra sus diarios, cómo no fue capaz de contarle esto a nadie, y tuvo que vivir con esa carga, la culpabilidad, y la vergüenza en silencio cuando aún no había alcanzado ni la pubertad.

Tras terminar el instituto, comenzó su carrera.

Amor y sueños rotos

Gran parte del documental se centra en su juventud y su carrera. Pamela cuenta que siempre ha sido enamoradiza, y siempre quiso casarse. Por eso lo ha hecho numerosas veces. Y sus relaciones han tenido un gran peso en su vida, aun que en muchas de ellas haya tenido que lidiar con celos extremos, acoso, infidelidades y agresiones.

Ya desde que llegó a ser imagen de Playboy, y tras su éxito en Los Vigilantes de la Playa, se convirtió en un icono sexual. A ella no le incomodaba proyectar esa imagen, pero el problema llega cuando toda la opinión pública y los medios la tratan únicamente como si fuera sencillamente un objeto.

Relata la ingente cantidad de entrevistas incómodas, con comentarios machistas y groseros, que fueron en aumento tras la filtración del vídeo. Preguntas invasivas sobre su vida sexual, comentarios constantes sobre su pecho, y un tono continuado de condescendencia como si fuera tonta.

Sufrió un aborto, y aún así debió de seguir rodando la serie y una película sin poder parar un segundo para asimilar lo que estaba sucediendo en su vida personal. Y ella continuaba porque realmente quería tener una carrera de actriz, que la tomaran en serio. Pero cualquier intentó se vió frenado por el vídeo robado.

Nunca había sucedido algo así, y con la llegada de internet se vió desbordada por algo para lo que ni quiera existía legislación, a pesar de que el robo y difusión fue completamente ilegal. El ojo público, como de costumbre, se centró en machacarla a ella, humillarla y juzgarla, mientras su marido Tommy Lee disfrutaba de su mejorada reputación de rockero alocado.

Pamela a día de hoy

A pesar de sus múltiples relaciones, Pamela admite que Tommy siempre fue su gran amor, aun que no volvería con él. Destaca lo muchísimo que le costó continuar adelante, con sus dos hijos, tratando de protegerles y que tuvieran una buena infancia. Pero entonces llega la serie de Pam y Tommy, y todas esas horribles sensaciones regresaron, tantos años después.

Sin embargo, Pamela despide el documental con algo con lo que por fin se siente cómoda, feliz y valorada: el exitoso estreno del musical de Chicago en Broadway, con ella interpretando a Roxie. Y descubre que, puede que por primera vez, vaya a dedicar su tiempo a quererse a sí misma.

Pamela Anderson: una historia de amor

Como opinión personal he de decir que me ha gustado mucho el documental. Es cierto que Netflix últimamente está explotando bastante este formato, ya que tanto el de Georgina como el de Harry y Meghan han sido muy virales. Pero esta vez toman un rumbo mucho más profundo e íntimo. Leen partes de los diarios que abarcan muchísimos años de su vida, habla con sinceridad sobre todo lo que le había sucedido, incluso vemos muchas de las grabaciones caseras que hacía con su marido.

Está muy bien contado e invita al espectador a conocer su historia. Una historia donde por fin podemos ver a Pamela Anderson, la persona real detrás de la distorsionada imagen que se vendió de ella durante toda su vida.

Para más sobre cine no te pierdas nuestra sección dedicada

También te recomendamos nuestro canal de YouTube. 

Patri Bop

Editora de vídeo a ratos, friki todo el tiempo

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *