• Lun. Oct 3rd, 2022

Team Up! MEDIA

Tu sitio de novedades sobre cómics, cine, series y muchas cosas más

La Bestia

Para ser sinceros, la frase del titular resume a la perfección la nueva película de Universal Studios. Pero me apetece resaltar un par de cosas de La Bestia ya que, a pesar de ser predecible, tiene puntos a su favor.

Así que hablemos un poquito de La Bestia, pero con spoilers. Si quieres ver la peli en el cine primero, te sugiero que salgas de aquí.

Sinopsis

A veces el susurro en los arbustos es en realidad un monstruo. Idris Elba (Thor, El Escuadrón Suicida) interpreta al Dr. Nate Daniels, un marido que acaba de enviudar y que regresa a Sudáfrica, donde conoció a su mujer, en un viaje que llevaba tiempo planeando con sus hijas a una zona de caza controlada por Martin Battles (Sharlto Copley, serie Muñeca Rusa, Maléfica), un viejo amigo de la familia y biólogo especializado en vida salvaje. Pero lo que comienza como un viaje de sanación se convierte en una aterradora lucha por sobrevivir cuando un león, que ha escapado de los cazadores clandestinos sediento de sangre y que ahora ve a todos los humanos como el enemigo.

La Bestia

El comienzo

La Bestia está ambientada en un lugar de Sudáfrica, pero no dicen exactamente dónde. Todo empieza cuando unos cazadores furtivos matan a una manada de leones para vender sus partes por dinero, pero un macho se les escapa y acaba matando a la mitad de los delincuentes (el buen karma). Después de esta introducción, vamos a una escena algo perturbadora que tendrá sentido más adelante; nos adentramos en el sueño de Daniels, que parece buscar a alguien (se deja entender de forma muy obvia que es su mujer), pero nunca la encuentra. Y digo nunca, porque este recurso se repite varias veces.

El caso es que Daniels viaja con sus dos hijas a Sudáfrica para recuperar una relación que se ha roto tras la muerte de su madre. Mere, la mayor, es la fotógrafa incomprendida que le echa la culpa de todo. Norah, la más joven, solo quiere disfrutar del viaje y finge que no pasa nada, pero está harta de las tensiones familiares.

La familia se aloja en casa de Martin, un viejo amigo de la madre, que justo presentó a la pareja. Este aún guarda algunas fotografías que la mujer de Daniels hizo cuando aún vivía, una pasión que ha heredado Mere. Su padre, cada vez que intenta darle un cumplido, Mere lo pisa. Resulta que ambos padres decidieron separarse, pero poco después la mujer murió de cáncer. Entonces Mere le echa la culpa de todo.

Primera pega

Como hija de padres divorciados, entiendo la frustración a esa edad, pero el papel de adolescente apasionada por el arte y que nadie la comprende se me hace muy pesado. Sinceramente, la figura de Mere me parece un estorbo durante la primera mitad de la película, porque solo está para arruinar el viaje con sus palabras. Eso sí, una vez estando en peligro bien que quiere estar con su padre.

El personaje de Norah, por otro lado, es lo esperado. La hija menor que lo pasa mal porque el resto lo pasa mal. Como debe ser, está obsesionada con internet y las teorías conspiranoicas, y lee un artículo sobre personas que matan a furtivos en Sudáfrica para frenar el tráfico ilegal y la matanza de animales. Este plot hubiera sido fantástico en la película, ya que se descubre más tarde que Martin es un antifurtivo (así los llaman), pero en cuestión de minutos lo tiran a la basura.

Volvemos a La Bestia

Martin les va mostrando su rutina en Sudáfrica, y un punto importante se produce cuando paran a ver una manada de leones que él ha criado desde su nacimiento. Entonces se puede acercar y abrazarles sin problema. La cosa se complica cuando quiere mostrarles un poblado pero se encuentran a la gente masacrada. Un león ha atacado sin intención de comerse a nadie, algo muy raro y conveniente para la trama. Esto se hubiera quedado en un susto y varias sesiones de terapia, pero ese mismo león aparece porque no se ha quedado a gusto de matar y va a por Martin y la familia. Martin se queda con la pierna hecha polvo en un lago, y Daniels y sus hijas, intentando huir, acaban con el coche atascado al borde de un precipicio.

La bestia

Martin le comunica a Daniels por walkie-talkie que deben dormir al león para conseguir un par de horas y poder huir. Entonces nuestro protagonista no pierde el tiempo y con ayuda de Mere arma la escopeta tranquilizante. Pero todo sale mal cuando el león ataca a Daniels por la espalda mientras Mere sale del coche para buscar a Martin. Norah, que es la espabilada de las dos hijas, aprovecha y le clava un tranquilizante al león en el culo (no hay otra forma de explicarlo) cuando la bestia está atacando a su padre. Mere consigue traer a Martin e intentan curarse todos de sus heridas, pero como es natural, aunque un bicho de la selva carnívoro te haya dejado con más agujeros que un camembert, sigues vivo por la magia del argumento cinematográfico.

Antifurtivo: la trama echada a perder

Cae la noche y aparecen los furtivos del inicio de la película. Desesperado por salir de la selva, Daniels les pide ayuda a cambio de dólares americanos. Los furtivos, codiciosos deciden echarles una mano hasta que ven a Martin y comienzan las discusiones a punta de rifle. Resulta que Martin es uno de los antifurtivos que Norah había mencionado, unos locales que asesinan a los furtivos para proteger a los animales.

A ver, desde el inicio de la peli se sobreentiende que Martin es furtivo, pero te dan solo cinco segundos para procesar la información porque aparece de nuevo la bestia y se carga a los asesinos de su manada. Con todo el alboroto, el coche cae al barranco con solo Martin dentro. Las hijas se esconden en el Rover de los furtivos e Idris Elba va a por las llaves esquivando al león como puede.

La cosa es que, de la conmoción y el ruido, el rey de la jungla va para el coche de Martin (que sí, sigue vivo). El pobre hombre sabe que le quedan dos telediarios y, aprovechando que el león le va a atacar, y el coche está destrozado echando gasolina, saca el mechero y lo enciende justo cuando va a dar el golpe final, intentando matar también al animal salvaje. Pero el león es de Wakanda y ha bebido agua con vibranium, porque sobrevive sin quemaduras y sale corriendo a pesar de haber estado a 3 centímetros de distancia de la explosión.

Honestamente creo que hubiera sido más interesante la historia de Martin como un antifurtivo que la trama principal, pero esto ya es cosa mía. Para gustos, colores.

La batalla final

Mere está herida y Daniels consigue arrancar el coche para huir del territorio de la bestia. Guiados por la memoria fotográfica y la intuición, acaban en una escuela abandonada cerca del territorio de la manada de leones criados por Martin. Ahí le curan las heridas como pueden a la muchacha, esperanzados de que la bestia no va a aparecer por ahí porque, recordemos, que han recorrido el tramo en coche.

Downright Creepy Downright Creepy Film & TV Horror Films

Pero el león, cubierto de hollín, les ha seguido la pista. Entonces Daniels tiene la brillante idea de atraerlo al territorio de los leones de Martin y pelear por su vida con un cuchillo. Sí, como lo lees. Un americano que no tiene ni idea de supervivencia (pero sí de medicina), decide que no hay nada mejor que una navaja para enfrentarse a uno de los carnívoros más peligrosos de la historia. Y lo mejor de todo, es que en la pelea el león masacra a Daniels. No para de morderle, arañarle… le deja fino. Pero claro, los leones de Martin ven al león como un animal en su territorio y, seguramente ya habrán comido, porque ignoran el olor de la sangre fresca de Daniels para cargarse al macho desconocido. Por suerte, en ese momento, aparece uno de los cuidadores y rescata a Daniels y a sus hijas.

Cosas que añadir

La peli es predecible. Pero tengo que admitir que la fotografía y los planos son muy buenos. La estética es bonita y entra bien por los ojos. Me hubiera gustado saber un poco más del pasado de la madre muerta, ya que es como el conflicto inicial de la familia, pero no entran en detalle al tema. La Bestia es una película de acción con un poco de trama, ideal para ver en los cines si te gusta este género o no quieres pensar mucho en el trasfondo de los personajes.

Que eso no es negativo. A mí me encantan estas películas dependiendo del momento en el que esté. Pero si buscas una trama cargada de pensamientos y que te de para hablar más tarde, no es la mejor opción. La Bestia es la clásica película de acción que gusta porque, a pesar de un hilo conductor un poco acelerado y saber cómo acaba, vienes a ver a Idris Elba pelear con un león porque es Idris Elba. Y a veces solo hace falta eso.

La Bestia llegará a España el 12 de agosto. Os dejo el tráiler a mano, a ver si os apetece.

Para más sobre cine no te pierdas nuestra sección dedicada.

También te recomendamos nuestro canal de YouTube

Carmen de Terreros

Periodista amante del cine, las series y la radio. Con un café todo es mejor

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.